miércoles, 19 de enero de 2011

La "restauración" de la carretera de El Rañadoiru (II)

(Por cuatro palos que vi)

 

Sí, ya sé que la popular canción asturiana versionada por “Nuberu” se titula “Por cuatro palos que di”. Pero estos palos a los que me refiero se ven. Forman parte de las medidas compensatorias de las que hablaba en la primera parte de esta entrada. Son cerezos, y han sido plantados en una pequeña zona a la salida de L.larón, y desde La Rondel.lina hasta cerca del viejo túnel. Será un espectáculo maravilloso, casi como el del Valle del Jerte extremeño, cuando crezcan y florezcan... si crecen. Porque no parece que vayan a tener muchas posibilidades de hacerlo. A la altitud a la que han sido plantados (de 970 m hasta 1.100 m), hay que añadir la época de plantación (el pasado mes de junio), casi en pleno verano. Y para rematar la faena, entre zarzas y helechos y, en general, en un terreno pedregoso y escasamente fértil.
Una parte de la plantación

El talud de la carretera, para que se vea bien la "restauración"
Pero si se quiere completar el despropósito, miremos con algo de detenimiento el nuevo piso de la antigua carretera. Ha sido tapado el asfalto con piedras más o menos molidas procedentes de la obra del nuevo túnel. También con material arrancado del talud de la ahora cortada carretera, lo que hace que éste se note todavía más, y donde están siendo enterrados parte de los 18 millones de euros destinados a la "compensación medioambiental".
Una de las “ideas” que planearon en algún despacho fue el posible uso como ruta de senderismo y cicloturismo. Ya tuvieron una ocurrencia que debió de parecerles genial cuando se inventaron una ruta senderista de largo recorrido por caminos y terrenos que hasta entonces nunca habían sido usados para tal fin. Nada que objetar si no fuese por dos pequeños detalles: que parte del recorrido pasa por terrenos particulares y que ya existe una ruta en la zona con cierta historia: los Caminos Reales de Cangas del Narcea a Ibias, Trabáu y Degaña.
El nuevo piso, a juego con el cielo abierto de Tormaleo (en el centro de la foto)
A las mentes pensantes que hicieron esa ruta de diseño debió parecerles anticuado y poco glamuroso un camino que comunicaba desde tiempos remotos estos concejos, por el que pasaron las tropas napoleónicas y que fue usado hasta tiempos muy recientes por los vecinos de Tormaleo, El Villar, El Corralín, Trabáu, Astierna, La Viliel.la, etc para ir y venir entre estos pueblos y Cangas. La construcción de la carretera de El Rañadoiru en los años 50 y 60 del siglo XX dejó en desuso la histórica ruta y cortó o destruyó alguno de sus tramos.
Quizás de madreñas...

Pero si ya resulta poco agradable a la vista y difícil andar por un terreno pedregoso, imaginemos qué puede pasar si uno intenta hacerlo en bicicleta: las gestas de los ciclistas  a principios del siglo XX en el Tour o la Vuelta podrán ser emuladas e incluso superadas por los osados que se aventuren por el tramo eliminado de la AS-15. Tendrán que llevar, al igual que los ciclistas de entonces, las recámaras de las ruedas cruzadas al pecho o neumáticos macizos para la bajada del puerto (para la subida es mejor ir desmontado). ¡Y del puerto hacia El Pueblu el “pavimento” es aún peor que del puerto hacia L.larón!
  ¿En bicicleta? Mejor un Panzer o un Leopard
¿Por qué no se habilita para su uso como ruta senderista de gran recorrido el Camino Real de Cangas a Ibias y Trabáu, que todavía mantiene la mayor parte de su recorrido en buenas condiciones? Sólo sería necesario la limpieza del mismo y su señalización, y el arreglo de aquellos tramos que el trazado de la carretera cortó. Y además contaría con la ventaja añadida de que en esta ruta se encuentran varias fuentes naturales, las cuales también podrían ser rehabilitadas según sus propias características, para alivio del caminante. Quizás no sería posible su uso cicloturista, pero tampoco las rutas de diseño o la antigua carretera pueden cumplir ahora dicha función. Y si en ciertos tramos fuese necesario un cierto control especial, ¿tan difícil es buscar una manera de hacer compatible la protección medioambiental y el uso senderista? ¿O es mejor tirar por la vía fácil de la prohibición, tratando al caminante (nativo o foráneo) como un delincuente en potencia, o la de hacer como que ese camino ni existe ni existió?
Estado actual del Camino Real en el cruce con la antigua carretera
Cuatro palos bien dados (o más) es lo que necesitaban algunos para ver si se les despierta el sentido común. Y sobre todo, para que se despeguen del sillón, anden más por los pueblos y tengan en cuenta la opinión y las ideas que puedan aportar los vecinos.

11 comentarios:

gavilan poyero dijo...

Genial la crítica, fundamentada en razones de peso. Enhorabuena.

Pero pedir que los culos apoltronados de nuestros políticos y lo que es peor de nuestros funcionarios de carrera, se levanten a visitar pueblos reconditos y rutas perdidas, pudiendo hacerlo todo desde Ovieu, ahora que tenemos un google map con visión por satelite maravilloso.... Tú no sabes loque pides.

Y como de canciones va la cosa, terminaría yo con una de estos lares que dice:
Arrrribaaa
abaaaajooo
que a mi novia
se le ve el ....


¡que me pierdoooooo!

Saludos, cabreiro

El chapras dijo...

Como siempre Xastre,diste en el clavo.En bicicleta o andando,casi imposible,como tu bien dices,pero como un pancer es malo de conseguir se podria intentar en pascualin,esos andaban casi por cualquier sitio(el pasquali a pedales,claro).Bromas a parte,habia que preguntarse por la capacidad que tiene esta gente para que cualquier cosa que empiecen la agan mal,tiene su merito,por que es mucho mas dificil hacerlo mal que bien.

Carlos de Sebastián dijo...

Eso que comentas de la recuperación del Camino Real sería una muy buena iniciativa. Entre Degaña y Zarréu pasa algo parecido, quedan muchos tramos de aquel camino interrumpidos por la carretera. No estaría nada mal su recuperación para su uso como ruta de senderismo, cicloturismo y vía pecuaria, aprovechando la parte de arcén si firme de la carretera en los tramos donde ésta se superpuso al camino.
Supongo que será parecida la situación del tramo de Camino Real entre la Pontenueva en Degaña y Fonduveigas.
Creo conveniente recordar que el Camino Real era "antiguamente" lo que la "carretera general" a nuestros días. Se les denominaba "real" por ser propiedad del rey en el Antiguo Régimen (salvo en los territorios forales, País Vasco y Navarra) de la misma forma que hoy las carreteras nacionales pertenecen al estado.

Pixina G dijo...

Xastre, cuanto más te leo más me deprimo, no obstante, tranquilo, soy bastante pesimista en lo tocante a la aleación de política y dinero.

Si en eso se van parte de los 18 (no kilos de pelas, si no kilazos de euros) no me atrevo ni a
pensar donde irá el resto.

Alto Sil dijo...

Viendo las absurdas rigideces de la Consejería de Medio Ambiente con respecto a las zonas de acceso libre para caminantes, me temo que pedir la recuperación del Camino Real es como hablarle a las rocas.

Y es que ya se sabe que el mayor enemigo contra el medio ambiente no es Victorino Alonso, ni los pirómanos, ni los furtivos, ni la propia administración; es EL CAMINANTE.

País Cabreiru dijo...

Pixina, voy a dejar de escribir si la cosa se pone tan mal..... Pero tu comentario y el de Alto Sil me han recordado un poema de Machado (ya que estamos en plan lírico):
Caminante, no hay camino, sino pelas que trincar (o algo así).

Gonzalo de Suárez dijo...

A éstos oficinistas de mediocuartoambientales, solo les interesa que haya un buen restaurante por el camino, para el día de la inauguración pañar una buena fartura.

Un saludo...

Milio'i Sebastián dijo...

Que no falte el humor, en el Cabreiro porque donde pone la piedra pone la madreña, y a los comentaristas...
Las cañadas están protegida, pero son conocidas las apropiaciones indebidas, zonas enteras de poblados "La Cañada real" etc... El gran camino de Santiago en muchos tramos no es ya "el camino", también se ha comentado por ejemplo el caso de las rutas históricas como el Puerto de Trayeto,,,, pero ¿conoce alguien el grado de protección de los caminos reales?

Jose de Mingo dijo...

Hay actuaciones que desde su inicio son un despropósito y una de ellas es la que nos traes a colación con la restauración de la carretera del Rañadoiro.
Dice el refrán que "lo que mal empieza, mal acaba" y un claro ejemplo lo tenemos con esta obra: mal negociada en su momento, se tuvo que eliminar una carretera que aportaba muchos más beneficios que perjuicios. Pero ahora, por lo que nos cuentas, no están haciendo una restauración al uso en la que convivan el medio ambiente con el disfrute del mismo por parte de los ciudadanos, sino que prima romper con todo signo de "civilación" en una zona en lo que prácticamente todo está "civilizado" por la naturaleza. Ya sabemos como es el presente de la comarca, pero el futuro se antoja muchiiiiisimo peor. Lo único que nos debe consolar es que será la mayor y mejor zona de especies autóctonas de España, y que conste que entre lo autóctono no incluyo a la especie humana.

El chapras dijo...

No les des ideas,José,que estos son capaces de sacar la gente de los pueblos y trasladarlos a reservas como los indios Americanos,solo falta que un mediocuartoambiental,como dice Gonzalo,se le ocurra que el humano es nocibo para la lagartija autoctona,y ya la liamos,evacuacion inmediata de todo humano residente en la zona.

TerraCelta dijo...

home, o prunus avium (cereixo) crece ben nas nosas terras ata os 1000 metros, mais alá desta altitude xa é mais dificil. Plántase porque é parte fundamental na dieta do oso pardo e a pita do monte.